• 20Marzo

    Lenguaje de Programación Scratch: Dejad que los Niños Vayan al Código

    Lenguaje de Programación Scratch: Dejad que los Niños Vayan al Código

    Es fascinante el mundo de la informática. Al igual de apasionante que todo el abanico de posibilidades que se está abriendo paso desde el futuro: robots, sistemas aeroespaciales, minería espacial... Es por eso que se torna necesario que los niños aprendan a programar desde pequeños, y lo que es mejor aún: que conozcan y asimilen el lenguaje de programación Scratch.

    Ah, ¿que no sabes de qué estamos hablando? En ConEduka nos encanta enseñar, tanto a profesores, padres o alumnos, contenido de innovación educativa, por lo que un artículo hablando sobre programación es indispensable en todo buen blog de esta temática.

    Aquí comentaremos sus orígenes, características y beneficios, para que puedas integrar esta herramienta de software educativo en clase sin problemas.

    ¿Qué es Scratch?

    Es un lenguaje de programación visual, orientado a la enseñanza de la programación por bloques a los niños, sin necesidad de ahondar mucho en el desarrollo del código. 

    Es un proyecto creado por el MIT, lanzado en 2005, gratuito y de código abierto. Disponible para Windows, Mac y Linux.

    Scratching es un término en inglés que significa reutilizar código; y eso se refiere a que el programa permite usar recursos internos y modificarlos al gusto del usuario.

    ¿Para qué sirve el lenguaje de programación Scratch?

    Llegando aquí, debemos establecer una sutil diferencia entre dos términos que se suelen usar muy alegremente: lenguaje de programación, y lenguaje informático.

    El lenguaje de programación es un sistema de comunicación estructurado, en el que se introduce un conjunto de órdenes y condiciones que se deben cumplir. Las órdenes son el código fuente, que es único para cada lenguaje. Ejemplos de este caso son Java, Scratch, C+, SQL...

    Sin embargo, el lenguaje informático es el usado por los ordenadores. Es más, el lenguaje de programación es un tipo de lenguaje informático. Un ejemplo lo tenemos en HTML

    Características de la programación en Scratch

    • Puedes manejarlo en formato online u offline. Lo bueno del primero es que se mantiene actualizado siempre, haciendo que la experiencia de usuario nunca deje de mejorar. Aquí puedes descargar el software, en caso de que quieras usarlo en un ordenador sin conexión a Internet.
    • El lenguaje de programación Scratch funciona con bloques, donde el usuario coloca unos ladrillitos con ciertas condiciones, que hacen que el objeto se mueva hacia un lado o hacia el otro.
    • Es un entorno colaborativo, donde cada usuario puede participar en varios proyectos, moviendo bloques e interactuando con el objeto.
    • Esos mismos bloques están clasificados por colores, haciendo que llegue incluso a ser mas intuitivo el funcionamiento.
    • Basado en el lenguaje de programación LOGO, desarrollado por Danny Bobrow, entre otros.
    • Suele ser recomendado para niños entre 6 y 16 años, pero como ya dijimos, puede usarlo cualquier persona que quiera, sin cortapisas de ningún tipo.
    • Los programas pueden lanzarse directamente desde una página web.
    • Aprendizaje autónomo.

    Scratch: ventajas e inconvenientes

    Beneficios de este lenguaje de programación:

    • Gratuito, de software libre.
    • Ideal para dar los primeros pasos en el mundo del código.
    • Disponible en varios formatos: offline (descarga en Windows, Mac y Linux), y online.
    • Una vez acabado el proyecto, se puede descargar y compartir en internet.
    • Puedes usarlo en muchos idiomas.
    • Con el lenguaje de programación Scratch, aprendes a programar sin teclear código.
    • Transmite al niño la necesidad de solucionar problemas de forma ordenada.
    • Al ser un método de aprendizaje escalable, siempre se puede desarrollar más un problema, aumentando el nivel del reto, y por consiguiente, expandiendo la capacidad creativa del alumno.
    • Profundidad de conceptos matemáticos: coordenadas, algoritmos, variables, o aleatoriedad, entre otros.
    • Desarrolla la capacid de autocrítica, poniendo en duda cualquier hipotética solución.

    Algunos retos a los que se enfrenta:

    • Los programas creados en esta plataforma pueden llegar a pesar mucho, haciendo que en algunos momentos no sea tan disfrutable.
    • No es un lenguaje muy exigente, por lo que tiende a ser algo básico. Para realizar proyectos más ambiciosos, sería más conveniente usar otros programas.

    ¿Cómo funciona Scratch?

    Puesto que un vídeo vale más que mil palabras, te dejamos éste que explica brevemente cómo realizar una actividad con el simpático gatito (que, técnicamente hablando, es un objeto llamado sprite, el cual puedes cambiar por cualquier otra figura).

    Además, el MIT ha desarrollado ciertos tutoriales para aprender a dominar las bases de este tipo de lenguaje de bloques, ¡pudiendo incluso desarrollar tus propios videojuegos!

    Como ves, programar con Scratch no es difícil, y aunque el público, digamos, ideal de este software es infantil, no faltan los adultos que lo usan para todo tipo de proyectos: películas, videojuegos, animaciones, material educativo...

    ¡Más herramientas de programación para niños!

    Si pensabas que solo el lenguaje de programación Scratch, aún no has visto nada.

    Hackety Hack

    Fundamentos de la programación desde cero, lo que incita a los principiantes a adentrarse en el maravilloso mundo del compilamiento.

    Light-Bot

    La dinámica es muy sencilla: controlar un robot mediante una serie de comandos (saltar, girar, encender y apagar). Aprende a programar jugando a este rompecabezas.

    CodeCademy

    Previsiblemente para niños más grandecitos, es una comunidad donde te enseñan a codificar desde 0. Puedes evaluar tu propio progreso, además de ponerte en contacto con más usuarios.

    Alice

    Con este software educativo de código libre, podrás familiarizarte con el entorno del lenguaje de programación, resolviendo problemas, incluso, de objetos en 3 dimensiones.

    Conclusión: programar puede ser muy divertido

    Y lo mejor de todo, es que el lenguaje de programación Scratch no solo sirve para eso, sino también para desarrollar animaciones o gráficas interactivas en asignaturas como historia, música, geografía, ciencias naturales...

    Así mismo, también supone un verdadero ejemplo del uso de las TICs en el aula.